Naturaleza, historia, leyendas y lugares de nuestra tierra.

........................

........................
Nuestro NORTE es tu SUR.
_

Gracias a tu contribución, podremos trabajar más para acercarte a Mi Uruguay

Búsqueda Temática

ATENCIÓN:


Mi Uruguay procura poner al alcance de sus lectores material de fomento y expansión de la historia e identidad cultural uruguaya.



Ante la era digital y el inmenso flujo que circula a través de internet, los artículos de sus trabajos se centran principalmente en la compilación desde fuentes eléctrónicas.



En el caso de los fragmentos de terceros que pudieren encontrarse, son de acceso previo a través de la WEB y se limitan a tramos menores de obras mayores, orientándose a la exposición y difusión de sus autores o canales de origen y a la promoción de sus totalidades mediante la cita de fuentes y/o mención de los sitios de donde el material fue recogido.



Nuestra guía es el respeto de sus derechos. Por tanto, si usted es propietario de cualquier segmento que haya sido incluído y desea sea retirado del sitio, rogamos nos lo haga inmediatamente saber a: info@miuruguay.com y correo@miuruguay.tk



Con gusto y total privacidad lo suprimiremos a la brevedad.




Se ha producido un error en este gadget.

el número de uruguay que necesitas:

sábado, 8 de agosto de 2009

La Anaconda Amarilla

La Anaconda Amarilla - Una hermosa "figurita difícil" de nuestra fauna

Aunque hay quienes ya lo saben, seguramente a la mayoría causará sorpresa (o desconfianza) saber a partir de hoy que existen anacondas en Uruguay, y no pequeñas: el tamaño de las mismas puede llegar hasta los 4,20 metros en el caso de las hembras y cerca de 3 en el caso de los machos, pesando unos 30 kilos el ejemplar adulto promedio.

Su color de base es amarillo pardo con pintas y rosetas negras. Es de naturaleza generalmente agresiva.

Y no se trata de otro cuento de Horacio Quiroga: la Anaconda Amarilla, conocida también como Boa Curiyú (Eunectes notaeus – Cope, 1862) es excelente nadadora y caza sus presas al acecho, matándolas por constricción, sumergida en el agua, dejando apenas sobresalir sus ojos.

El nombre “Curiyú” proviene seguramente del guaraní “Curú tijú”, que significa “espuma en la garganta”, y posiblemente se debe a la abundante saliva que se acumula en su boca cuando traga una presa.

En ciertas áreas rurales del nordeste argentino, se encuentran ejemplares “domésticos” en viviendas y galpones, destinados a combatir roedores; pero requieren de espacios donde poder sumergirse y gozan de la reputación de ser “impredecibles” en su conducta. Su área de distribución global se centra en Pantanal e incluye el nordeste argentino, Bolivia, Paraguay, el sudoeste brasileño y el norte uruguayo.

También es conocida como Curiyú, llega a los 4 metros de longitud y 30 kilos de peso

Ríos lentos, bancos, arroyos, bañados, charcas y lagunas conforman su hábitat. La especie sólo ha sido registrada en nuestro país en el departamento de Artigas, donde su ocurrencia se vincula al Río Uruguay y concuerda con el límite sur de distribución, aproximadamente en el paralelo 31º, habiendo pese a ello varias narraciones de avistamientos en la cuenca inferior del Río Cebollatí en el departamento de Treinta y Tres (ref.: Guía Ecoturística de la Reserva de Bioesfera de los Bañados del Este).

Son parientas cercanas de las populares anacondas de las selvas amazónica y venezolana, y al igual que estas carecen de veneno. En nuestro país no están suficientemente estudiadas, pero si fuera: cazan animales pequeños (peces, tortugas, patos, garzas, cigüeñas), pero también otros que no lo son tanto, como carpinchos y caimanes.

Se asolean en las orillas del agua o sobre troncos y utilizan cuevas de otros animales en tiempos fríos. Tienen la capacidad de permanecer sumergidas bajo el agua por horas sin salir a respirar a la superficie.

Es una especie vivípara y de crecimiento somático relativamente rápido, alcanzando en cautiverio la madurez en menos de cuatro años de edad, cuando el macho alcanza una longitud promedio de 1, 70 mts., y la hembra más de 2,5 mts. (Waller y Micucci, 1993).

El ciclo sexual es anual y la época reproductiva transcurre a comienzos de la primavera y hasta fines de diciembre. El macho realiza cortejo, que puede desarrollarse en el agua o en la tierra. El cortejo consiste en que el macho recorre el cuerpo de la hembra olfateándola y estimulándola con los espolones que se encuentran próximos a la cloaca.

Las crías nacen luego de cuatro o cinco meses de gestación. El número de crías que se observan al nacer varía entre 2 y 20 ejemplares.

Fuentes diversas y:

Anfibios y Reptiles del Uruguay – Federico Achaval y Alejandro Olmos – 1997 Barreiro y Ramos

(1) Guía Ecoturística de la Reserva de Bioesfera de los Bañados del Este – Probides – Ed. Aguilar – 1999. 304 págs, ilustrada.

Bolkovic, M. L. y D. Ramadori (eds.). 2006. "Manejo de Fauna Silvestre en la Argentina. Programas de uso sustentable". Dirección de Fauna Silvestre, Secretaría de Ambiente y Desarrollo Sustentable, Buenos Aires. 168 págs. + 8 ilust.

Wikipedia.

4 comentarios:

Anónimo dijo...

buenas tardes
recuerdo que en las inundaciones (creo del 58) en nueva palmira aparecieron viajando sobre los camalotes
cordialmente
isabel soto

Anónimo dijo...

Gracias por toda la información que nos bridan. Esta principalemnte de la Anaconda me sorprendió ya que no tenía conociminetos de su existencia en nuestra región.
No soy muy afin con la lectura on-line pero este blog es atrapante.
Cariños
Angie,Tacuarembó

Anónimo dijo...

genial la informacion io estaba unformandome sobre la anaconda verde o boa de agua y la verdad esque esta informacion me sirvio bastante para conocer oro tipo de anaconda sobretodo q hay ejemplares cerca de mi pais y las cuales son domesticas muchas gracias me encanto la informacion entregada

Anónimo dijo...

me comio una anaconda veneno y apretado por lo pequeño don mentiras que es muy grandeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeees de largo como que les digo como sde unas maqinas de vide o juego y pesado como una silla de ruedas adiooooooooooooooooooooooooooooooossssssssssssssssssssssss